Un tercio de docentes de secundaria no tiene título

docentesEl jueves 12 de mayo el Instituto Nacional de Evaluación Educativa (INEEd) presentó la Encuesta Nacional Docente 2015. Se trata de un estudio que busca recuperar la voz de los educadores y brindar información útil para promover el debate y la formulación de políticas para el desarrollo de la profesión. Es la primera encuesta nacional que abarca a docentes de educación inicial, primaria y media que se desempeñan en centros educativos públicos y privados, urbanos y rurales de todo el país.

La presidenta de la Comisión Directiva del INEEd, Alex Mazzei, destacó el apoyo que recibió el instituto para desarrollar la encuesta por parte de actores del Codicen de la ANEP, de sus desconcentrados, integrantes de las ATD, representantes de la educación privada y de los gremios de la educación. “Nos aportaron miradas, enfoques, debates que fueron muy enriquecedores para este trabajo”, señaló.

El director ejecutivo del INEEd, Mariano Palamidessi, dijo que es “sumamente relevante” conocer las percepciones de los educadores para tener insumos para el debate público y la construcción de políticas públicas. “Los datos no cierran la discusión, son un punto de apoyo importante para cualificar el debate público”, resumió.

La presentación estuvo a cargo del director de la Unidad de Estudios e Indicadores del instituto, Federico Rodríguez, quien explicó que el estudio se enfocó en cinco dimensiones: formación y base de conocimiento profesional, trabajo en el centro educativo, acompañamiento y apoyo profesional, reconocimiento social y profesional, y algunos de los factores que hacen al bienestar de los docentes.

A nivel de primaria e inicial se constató que los maestros son el cuerpo docente de educación obligatoria con mayor titulación (100% a nivel público y 93% a nivel privado). La mayoría de los consultados trabaja en un solo centro educativo (74% de los docentes del sistema público y 62% de los del privado), lo que parece favorecer un clima de trabajo compartido, ya que el 86% de los encuestados del sector público y el 83% de los del privado estuvieron de acuerdo en que esto se daba en su escuela.

Son los educadores que reciben mayor retroalimentación de los directores e inspectores. Además, los actores con los que están en contacto cotidiano en las escuelas (alumnos, colegas, directores y padres) reconocen su tarea con mayor frecuencia. Sin embargo, en lo que refiere al nivel de satisfacción ante su situación económica, los maestros declararon no estar conformes.

En secundaria pública, si bien la titulación aumentó en los últimos años (67% frente al 59% en 2007), un tercio de los profesores no tiene título docente. Es mayor el porcentaje de titulados en el sector público que en el privado (67% ante 57%, respectivamente).

A diferencia de lo que ocurre en primaria, la mayoría de los profesores de secundaria trabaja en más de un centro. El 43% lo hace en dos y el 17% en tres o más, mientras que en el área privada las cifras son 38% y 21%, respectivamente. Esta fragmentación hace más difícil el desarrollo de proyectos de centro compartidos y el trabajo cercano con los directores. Si a esto se le agrega que reciben pocas visitas de inspectores a los largo de su trayectoria, se constata que el trabajo de los profesores es una tarea que se desarrolla con mayor soledad que en primaria. Aunque la mayor parte de los profesores de liceos privados trabaja también en centros públicos, en los privados se percibe un trabajo más colaborativo con los colegas y los directores.

Existe un bajo porcentaje de docentes del sector público que están satisfechos con su situación económica —un 37% dijo estarlo— mientras que a nivel del privado la satisfacción es un poco mayor —llega al 49%—. La mitad de los profesores se sienten reconocidos por sus alumnos, tanto en centros públicos como privados. En el sector privado se sienten más reconocidos por los directores, compañeros y padres que en el público.

En educación media técnica menos de la mitad (41%) de los docentes está titulado. El 54% trabaja en más de un centro, y  el 31%  tiene trabajos fuera de la educación obligatoria. Al igual que en secundaria, esta fragmentación complica el desarrollo de proyectos de centro compartidos y el trabajo cercano con los directores.

Los docentes de educación media técnica poseen la peculiaridad de que son los que tienen menor porcentaje de titulación y, a su vez, son los menos supervisados e inspeccionados (más de la mitad nunca recibió una inspección). Además, salvo por el de sus alumnos, son los educadores que declaran haber recibido menor reconocimiento, incluso el 42% declara no haberlo recibido nunca. Al igual que en todo el sector público, hay un porcentaje bajo de profesores (36%) que están satisfechos con su situación económica.

Dejanos Tú Comentario