Decía el Ruso «si hay pobreza, que no se note»

Al intendente Noboa, le gustan las luces como al ex y se dejó llevar por las luces de Broadway, también. Colocó en el obelisco, luces led que se las compraron a S. O el empresario que colocaba las led en las calles. Empresa que no siguió colocando por falta de pago y fueron los municipales que finalizaron esa tarea. Las luces del obelisco, cambian de colores y visten ese espacio hermosamente, sin dudas en medio de la crisis es como en Roma, pan y circo.

Con una inauguración planificada por el ex intendente, con concentración y desfile, aunque según nos dijeron Noboa no estaría dispuesto a nombrar a Lima, como tampoco hacer un protocolo de encendido con tablero. Todo chisme de pasillo, en una interna que arde y un Noboa que juega para el limismo, que no ve, no siente y no dice en desmedro del Frente Amplio.

Dejanos Tú Comentario