Cardoso denunció «operación política» de una fracción de su propio Partido

El ministro de Turismo, Germán Cardoso, justificó su actuación en la contratación de publicidad y dijo que lo hizo de la misma forma que las administraciones anteriores del Frente Amplio. El jerarca de gobierno aseguró en declaraciones a El País que no tiene ningún contacto con los dueños de las empresas contratadas, y que todas sus decisiones se basaron en consejos profesionales y en informes de la agencia de publicidad que trabaja con la cartera.

Para Cardoso el diferendo con Martín Pérez Banchero, que fue cesado de su cargo como Director Nacional de Turismo, responde a una “operación política” de una fracción de su propio Partido Colorado.

“La agencia de publicidad del ministerio, Young & Rubicam, es la misma desde hace 15 años y será la misma hasta el 31 de marzo del año que viene. No tengo reparos ni quejas, es una muy buena agencia y estuve muy conforme con el trabajo. Es la agencia la que realiza los informes de si corresponde o no corresponde contratar tal medio o tal tipo de publicidad. Acá no hay ningún proveedor nuevo. Está todo clarísimo. Se hace dentro del artículo 33 del Tocaf que permite la compra directa”, explicó el ministro.

-¿No hay otra forma de contratar?

-En este caso no, porque yo tengo que poder direccionar la publicidad hacia ciertos sectores. No es lo mismo poner un cartel en 21 y la Rambla que uno en La Teja.

-¿Va a seguir, entonces, contratando de la misma manera?

-El ministerio tiene una dinámica que lleva a la compra urgente de publicidad, no se puede llamar a licitación porque es imposible. Yo le mostré al presidente la documentación y los 120 expedientes que Pérez Banchero no firmó. El motivo que desencadenó el bochinche fue un stand en la Expo de la Rural del Prado, donde el ministerio ha estado siempre. Desde la Expo se contactaron con la Dirección Nacional de Turismo para ofrecer el stand y Pérez Banchero no respondió. Me enteré de que habíamos perdido el lugar y llamé desesperado a Gonzalo Valdez -presidente de la ARU-, que es amigo, compañero de facultad, y le dije: “Gonzalo mira lo que me pasa, se me durmió la Dirección Nacional de Turismo, no puede ser que no esté en la rural. Dame una mano”. Vamos a tener un stand, pero ese fue el motivo de discusión con Banchero. Lo llamé y le dije: “Vení, tenés 120 expedientes sin firmar. ¿Cómo me vas a dejar sin tener un stand en la Rural del Prado?”.

-¿Qué explicación le dio?

-Ambigüedades. Que sí, que no, que se lo mandaron tarde. Ninguna explicación contundente. Ese fue el tema. Ahí le dije: “Así no podemos seguir. O renuncias o te tengo que remover”. No puedo tener una unidad del ministerio paralizada.

-¿Cómo era su relación personal con Pérez Banchero?

-Yo no tenía problemas de relacionamiento. Lo traje y lo designe en un cargo de especial confianza. Después le dije que si no estaba alineado había que cambiar. Tengo derecho a reclamar. Si me rompo todo recorriendo el país, tengo derecho a reclamar. Él cuestiona la modalidad de contratación de publicidad en vía pública y él estuvo de acuerdo. Acá está la firma del expediente (muestra un documento). Se habla de la contratación de publicidad digital, y fueron tres proveedores que se contrataron en las mismas circunstancias.

-¿A la empresa en cuestión ya se le estaba comprando publicidad digital en la administración anterior?

-Es una empresa que se presentó con la agencia de publicidad contratada por el Ministerio de Turismo. Vino con el plan de medios. No sé si el Frente Amplio compraba. En este caso concreto no lo sé.

-¿La contratación la sugirió la agencia?

-Como todo, como lo de vía pública también. Y él intervino y estuvo de acuerdo. Fueron tres empresas en realidad: Facebook, Digital Media Technology, y Kirma.

-Lo que está en discusión es que supuestamente usted digitó la publicidad…

-Todo va a la agencia. Todo. La agencia propone y obviamente nosotros decidimos.

-Según información que manejan algunos colorados del sector de Pérez Banchero, la lista 15, el problema está con Kirma, una empresa con sede en Estonia…

-Si el problema es Kirma, no lo pagamos. Lo mandamos a jurídica.

-¿Por qué no se pagó?

-Porque cuando lo fuimos a pagar el Banco República dijo que nos habían dado una cuenta de Panamá y que estaba en no sé que lista. En la lista GAFI.GAFI.

El Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) es el organismo encargado del combate al lavado de activos y al financiamiento del terrorismo. Además de emitir recomendaciones, realiza listas en las que incluye a países con deficiencias en sus sistemas. Panamá está en la lista “gris”.

-¿Es una cuenta que está observada, digamos?

-El Banco República dijo al ministerio que es de un banco panameño y que está en la lista Gafi. No lo pagamos y le pedimos un informe a jurídica.

-¿Usted tiene alguna relación con las empresas que se contratan?

-Ninguna. No los conozco. Tratan con la agencia.

-Netcom, una de las empresas de cartelería pública, es de Maldonado, ¿No conoce a sus dueños?

-No. Tiene dos. Sé que Gabriel Rodríguez es uno, del otro no sé el nombre. No tengo ninguna relación con él. Ninguna.

Fuente: El País

Dejanos Tú Comentario

Acción no permitida! HostingServicios.com